Inversión extranjera aumenta 7.8%, segunda mejor captación en 20 años

La inversión extranjera directa (IED) creció 7.8 por ciento a tasa anual de enero a septiembre, con la entrada de 26 mil 55.6 millones de dólares.

Esa cifra sólo la superan los 28 mil 233.8 millones de dólares que llegaron en el mismo periodo de 2013, el primer año del sexenio anterior.

“Van a dar a conocer los datos de inversión extranjera en México y van a sorprender los datos sobre crecimiento (…) vamos muy bien”, adelantó ayer en su conferencia mañanera el presidente Andrés Manuel López Obrador.

La secretaría de Economía, Graciela Márquez, confirmó por la tarde el resultado positivo en México. Este comportamiento contrasta con la caída de seis por ciento en los flujos de capital hacia las principales economías de América Latina y el Caribe durante 2018, cuando llegaron 137 mil millones de dólares, su nivel más bajo desde 2009.

México logró además diversificar el origen de los recursos.

Entre 1999 y 2018, la participación de Estados Unidos en la inyección de capital foráneo al país fue de 47 por ciento, pero en lo que va de este año es de 35 por ciento, explicó Sergio Silva Castañeda, titular de la Unidad de Inteligencia Económica Global de esa dependencia.

Canadá fue desplazado del segundo al tercer sitio como inversionista en México. Esto, por el incremento en los flujos de capital provenientes de España.

Asimismo, destacó el crecimiento en la participación de capital de países como Alemania e Italia. Este último desplazó a Japón de entre los cinco principales inversionistas en México.

“No es que baje la inversión de los países, sino que hay otros jugadores en el mercado. Un claro ejemplo es el de la empresa ENI, que inició con la extracción de petróleo en el Golfo de México, por eso puede ser que haya un crecimiento en la inversión italiana”, explicó la secretaria Graciela Márquez.

El reporte de la SE destaca que una mayor proporción del capital extranjero registrado este año corresponde a la reinversión de utilidades que hacen las empresas foráneas que ya están en México (55.2 por ciento vs 41.3 por ciento del periodo enero-septiembre de 2018).

En cuanto a nuevas inversiones, la proporción es similar (36.1 por ciento) a la del año pasado. Mientras que las cuentas entre compañías, es decir, los préstamos que hacen empresas matrices a sus filiales en México, representaron 8.7 por ciento.

Si bien la reinversión de utilidades sigue siendo el pilar de la inversión extranjera, la inyección de capital nuevo creció 5.5 por ciento en los primeros nueve meses del año, destacó Márquez.

“Cuál es la que nos interesa más, la respuesta fácil es toda. Queremos que crezcan los tres componentes (…) Si queremos seguir consolidando (a las industrias) aeroespacial, automotriz, eléctrica o electrónica, pues que siga creciendo reinversión de utilidades porque es donde ya tenemos IED”, apuntó la funcionaria.

En cuanto a sectores, el de manufactura recibió la mayor parte de la IED, 44.6 por ciento; servicios financieros y de seguros, casi 14 por ciento y generación de energía eléctrica, 11.3 por ciento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *